Una plaga de urracas valenciana impulsa a los cazadores a solicitar su caza

14 mayo, 2019 • Noticias de caza

El alcalde de la localidad de Nules ha realizado un escrito a la Generalidad Valenciana solicitando que les concedan autorizaciones a los cazadores para su caza y captura.

«La Consejería no está autorizando ningún tipo de captura de las urracas, lo que afecta de forma negativa a la nidificación de las aves autóctonas, ya que son depredadoras y se comen los huevos y las crías».

Redacción | La zona de La Plana está sufriendo una población masiva de urracas que de momento no obtiene ninguna solución por parte de la Consejería de la Comunidad Valenciana. Su numerosa presencia está resultando un gran problema en municipios como Castellón, Burriana, Almazora, Villareal o Nules, tal como asegura el delegado de la Federación de Caza de la Comunidad en Castellón, Antonio Museros.

El propio alcalde de la localidad de Nules, ante la grave situación que sufren, ha realizado un escrito a la Generalidad solicitando autorizaciones a los cazadores para poder reducir el número de urracas de la zona mediante su caza.

Museros destaca que «La Consejería no está autorizando ningún tipo de captura de las urracas, lo que afecta de forma negativa a la nidificación de las aves autóctonas, ya que son depredadoras y se comen los huevos y las crías» y a su vez resalta que ante la nula reacción contra estas aves, las urracas «se reproducen y campan a sus anchas».

Muchas especies afectadas

Las urracas siempre se han caracterizado por ser aves mayoritariamente carroñeras y oportunistas aunque en muchas ocasiones llegan a actuar como rapaces. El hecho de que exista una sobrepoblación de estos córvidos afecta a numerosas especies de aves, ya que no solo atacan a aves más pequeñas que ellas, sino que también se alimentan de sus crías y huevos.

Perdices, gorriones, jilgueros o palomas son algunas de las especies afectadas. Otras animales que se ven muy perjudicados por el alto número de urracas son algunos pequeños mamíferos como ratones, lirones, conejos o liebres ya que la urraca no duda en atacar a cualquiera de estos animales si su tamaño se lo permite.

No hay autorizaciones

Según Museros, en la actualidad la Consejería de Medio Ambiente no está concediendo ninguna autorización para captura o caza de urracas, ni siquiera a los cotos del interior, donde antes sí que se hacía.

También ha destacado que el incremento tan grande del número de estos animales se ha originado por la ausencia de cotos de caza en la zona, aunque también ha destacado que existen algunas sociedades de cazadores que podrían actuar para solventar este problema.

El correcto control de depredadores se antoja de vital importancia en algunas zonas para poder garantizar el futuro de muchas de las especies de nuestra fauna.


Hay sólo 1 comentario. Yo sé que quieres decir algo:

  1. Jaime dice:

    Vivo enfrente de un colegio y todos los años se comen el 90 por cien de los pollos de golondrinas de dentro del nido cada año k pasa crian menos golondrinas aquí » no sé por qué» Quart de Poblet

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *