Una iniciativa animalista pide que los cazadores realicen exámenes médicos y psicológicos cada 4 meses

13 mayo, 2019 • Noticias de caza

No aprobar estos exámenes supondría una retirada de la licencia de caza por un periodo de ocho meses.

Estos grupos exigen que se aumenten los controles de alcohol y estupefacientes durante las cacerías.

Redacción | La asociación animalista Libera y la Fundación Franz Weber plantearon el sábado pasado en un comunicado la modificación de la Ley de Caza en Galicia. Con ello pretenden que se incluyan nuevos controles a los que deberán someterse los cazadores, además de los que ya cumplen en la actualidad.

Estos grupos pretenden que cada cazador realice controles psicológicos y médicos cada cuatro meses, que si no son superados correctamente supondrían una retirada de la licencia de caza por un periodo de ocho meses. En caso de suceder esto, y tras pasado este periodo de suspensión, los cazadores tendrían la posibilidad de volver a obtener su licencia realizando de nuevo los trámites pertinentes.

Estas medidas pretenden evitar accidentes en las batidas, originados por caídas o golpes, además de minimizar el riesgo que los animalistas achacan a los cazadores, que ejercen su actividad en los montes gallegos «donde senderistas, recolectores de setas o simples visitantes dejan de transitar por estos espacios naturales por miedo a recibir un disparo».

Controles de alcohol y drogas

Además de las medidas ya citadas, estos grupos exigen que se aumenten los controles de alcohol y estupefacientes durante las cacerías debido a que a su parecer, a pesar de estar contemplado en la normativa, apenas se realizan, no habiendo establecido, en el caso del alcohol, una tasa máxima para poder practicar el ejercicio de la caza.

En este sentido, han manifestado que «resulta irreal que una persona con capacidad para portar armas de fuego y munición letal en espacios abiertos durante varios días a la semana no supere de forma regular actuaciones integrales de carácter médico».

Controles rutinarios que se realizan

Los trámites para la obtención y tenencia de armas son varios y requieren de un procedimiento. Además de tener que pagar las tasas pertinentes, presentar un certificado médico de aptitudes psicofísicas, un certificado de antecedentes penales y la licencia de caza en vigor (previo examen con sus correspondientes tasas), todo ello para la obtención de la licencia de armas, también es de obligado cumplimiento guardar ciertas armas de fuego en un armero homologado, debiendo pasar todas las armas revista ante la Guardia Civil en los periodos en las que sean requeridas. Además, todo cazador debe estar en posesión de su seguro de responsabilidad civil y de diferentes seguros y licencias adicionales, según la modalidad que practique.

Toda esta documentación suele ser requerida de forma habitual por parte de las autoridades que tienen esa potestad, antes, durante o después de muchos actos cinegéticos. Además, los cazadores no están exentos de realizar controles de alcoholemia o estupefacientes al volante, de los muchos de los que realizan los agentes de la autoridad en los diferentes puntos de nuestra geografía.


3 comentarios. ¿Quieres agregar algo?:

  1. Adolfo dice:

    Ell@s si que deberían de visitar al psiquiatra.

  2. Pedro dice:

    Y a ellos q tets hay q hacerles que coman y dejen comer

  3. Juan jose dice:

    Pobrecillos k sabrán ellos lo k necesita la Naturaleza, gracias a ellos, los necrofagos, ya no son necofragos, matan en vivo, a otros animales, osea k estamos cambiando la cadena atrofica

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *