Un jabalí se pasea a plena luz del día cerca de la parroquia asturiana de San Esteban de Pravia

17 Abril, 2017 • Actualidad

Un jabalí se paseó este sábado por las inmediaciones del mirador y la capilla del Espíritu Santo de la parroquia asturiana de San Esteban de Pravia. El animal se pudo ver a plena luz del día por los muchos devotos que se acercan a la capilla y por todo aquel que circulase en ese momento por la carretera. Los vecinos del concejo de Muros de Nalón afirman que la presencia de jabalíes está aumentando, así como los ataques de lobos. El Principado ha organizado batidas caza con miembros de la guardería de Medio Ambiente para intentar reducir la población de jabalíes, pero estas son medidas insuficientes para los ayuntamientos de la zona.

El jabalí, junto a la capilla del Espíritu Santo de San Esteban de Pravia.

Los jabalíes son cada vez más osados. Ya no solo aprovechan la noche para acercarse a zonas pobladas o con abundante presencia de personas, sino que ya se les ve campar a sus anchas a plena luz del día. Es lo que ocurrió anteayer, cuando un ejemplar de gran tamaño se paseó tranquilamente por las inmediaciones del mirador y la capilla del Espíritu Santo, en San Esteban (Muros de Nalón). Se trata de un lugar muy concurrido debido a las vistas que se pueden admirar desde el promontorio y a que muchos vecinos de San Esteban y Muros de Nalón son muy devotos de la capilla.

Eso no impidió que el suido transitara por la zona, entre personas y vehículos, con total tranquilidad, hasta que decidió adentrarse en una zona boscosa aledaña.

Los vecinos de San Esteban ya vienen denunciando desde hace tiempo la presencia de jabalíes, incluso por el centro de la localidad. Pero es que ese no es el único problema al que se enfrentan en el concejo -especialmente los ganaderos-, ya que también los lobos han sembrado la inquietud en los últimos meses en localidades como Pontigo, Villar o La Pumariega, donde los cánidos han sacrificado varias cabezas de ganado doméstico.

Los jabalíes también están ampliando su radio de acción en Gijón. Si bien las principales quejas proceden de los habitantes de las parroquias de Somió, Deva y Castiello, lo cierto es que prácticamente toda la zona rural padece con la presencia de los suidos. Uno de los últimos percances tuvo lugar en la parroquia de Jove, en concreto en la zona de la Campa Torres. Las fincas de la zona ya habían sido visitadas en varias ocasiones por estos animales, pero el pasado jueves entraron en una propiedad en la que había una perra de raza pastor alemán. Al ver a los jabalíes, se escapó y no fue localizada hasta el mediodía del sábado, cuando sus propietarios recibieron una llamada de la Policía Local avisando de que el can había sido localizado en la parte alta de la Campa Torres.

Por lo general, los jabalíes abundan en la zona de eucaliptales del Alto Jove. Los vecinos indican que hay muchos ejemplares y que suele ser durante las noches cuando se acercan a las zonas habitadas en busca de alimento fácil.

Entre tanto, el Principado ha organizado algunas batidas de caza a cargo de miembros de la guardería de Medio Ambiente, con el objetivo de reducir el número de jabalíes que se acercan a las zonas habitadas o, en su defecto, espantarlos hacia lugares más boscosos. Esas medidas no son suficientes para los ayuntamientos afectados, que reclaman que se permita la caza en las zonas de seguridad, siempre bajo la supervisión del Principado y de la Guardia Civil, pero con la participación de cazadores profesionales.

Informa elcomercio.es

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *