Tras arrastrarlo y pasar por encima de un visor Zeiss V6 con un coche cazan con él un muflón

23 enero, 2020 • Noticias de caza

Sumergido en agua y en hielo, arrastrado por un coche, disparado por una escopeta… Maltratan hasta el límite un visor Zeiss V6 2.5-15x56i. 

Tras hacerle durísimas pruebas para ver si las supera, lo montan en un rifle y se van a cazar un muflón con el visor

Redacción | La óptica de la marca alemana Zeiss es ampliamente usada y valorada por los cazadores españoles, que encuentran en sus visores y prismáticos herramientas de calidad para desarrollar sus jornadas de caza. ¿Creéis que algún cazador se atrevería a comprobar si su visor Zeiss de 2.000 euros aguantaría ser pasado por encima con un coche? 

Excopesa, el distribuidor oficial de Zeiss en España, lo ha hecho. En este vídeo producido por Ibermedia Worldwide S.L. someten a una serie de pruebas extremas a un visor V6 2.5-15x56i. 

Prueba extremas para el Zeiss Conquest V6

Nadie que esté en su sano juicio sometería a un visor con un coste superior a los 2.000 euros a las pruebas que en el vídeo se realizan, pero Excopesa estaba muy seguro de lo que hacía y de la calidad del producto que comercializa. 

Arrastrado por un coche durante 1.8 km a 40 km/h, pasado por encima con un vehículo que en vacío pesa 1.505kg, disparado con una escopeta, sumergido en un caudal de agua durante 10 minutos y en hielo durante 30, apuntado con las chispas de una radial y utilizado como martillo para clavar dos clavos en un árbol. En esto ha consistido el brutal test al que se ha sometido al visor Zeiss.

Estas pruebas se realizaron sobre un Zeiss Conquest V6 a lo largo de todo un día e, ¡increíblemente!, las superó todas. Sufrió daños estéticos, abolladuras y, seguramente, ya nadie pagaría por él lo que este visor vale, pero pasó las pruebas. 

Tras el maltrato, a cazar con él

No se podría decir que el visor ha superado las pruebas si realmente no se puediese cazar con él, aquello para lo que está diseñado y construido. Tras hacerle semejantes locuras, Antonio Adán, responsable de comunicación de Excopesa, lo monta en un Sauer 404, lo pone a tiro y se marcha a descansar para intentar dar caza a un muflón al día siguiente en la finca ‘La Bujeda’, propiedad de Carlos Álvarez.

Pese al impactante estado del visor, magullado por la mala vida que le habían dado, Adán consigue hacerse con un trofeo esquivo: un muflón.

Zeiss Conquest V6: análisis, precios y versiones

Visores Zeiss Conquest V6: precio, características, modelos y su uso en caza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *