Telescopios de bolsillo Delta Titanium: características, precios y pruebas

Los compactos telescopios Titanium 15-45x 65 ED II y Optical 7,5-22,5×50 ED de Delta sorprenden por su tamaño y calidad

Delta Titanium 7,5-22,5×50 ED. Es pequeño pero reproduce imágenes de una calidad sorprendente

Juan Francisco París | A mediados de abril fui a las oficinas de El Caldén en San Sebastián de los Reyes (Madrid) a recoger el nuevo visor Shilba 3-18×50 i6x con retícula B.4A y me fui de esta empresa con dos telescopios terrestres marca Delta Optical, además de con el visor citado, al que más adelante le dedicaremos otro artículo: el telescopio ultra-compacto Delta Titanium 7,5-22,5 ED y el modelo compacto Delta Titanium 15-45×65 ED II.

El primero es un telescopio en miniatura. Tan pequeño y ligero que puede portarse en el bolsillo de un chaquetón, pues mide de largo unos 17 cm y pesa poco más de medio kilo. Ya lo conocía, pues lo había probado en 2016 y sabía que su calidad óptica era excepcional, aunque para mis necesidades en el campo de tiro se quedaba algo corto de potencia. Esta fue la única razón por la que no me lo compré en su día porque entonces estaba buscando un telescopio que pudiera transportarlo cómodamente en la mochila y que, además, tuviera calidad óptica suficiente como para ver nítidamente los impactos de pequeño calibre a 100 metros, independientemente de las condiciones de luz. Y los 22,5 aumentos del pequeño Delta Titanium eran insuficientes, al menos para mis ojos.

Así que cuando en una de las salas de El Caldén vi el pequeño telescopio expuesto junto al modelo 15-45×65 ED II, que tiene la misma calidad óptica pero también el doble de potencia que el 7,5-22,5, pensé algo así como “el grande tiene que ser la repera” y pedí que me lo prestaran para probarlos y escribir estas líneas.

Cabe añadir que ambos telescopios terrestres, salvo por su tamaño son prácticamente idénticos. Llevan el ocular acodado a 45 grados y tienen una relación precio calidad muy alta. El telescopio de bolsillo tiene un precio recomendado que no supera los 330 euros ni los 600 euros el modelo 15-45x, que aunque es más caro es el doble de potente y se suministra mejor equipado.

Telescopio Delta Titanium 15-45x 65 ED II

Pese a su potencia, es un telescopio compacto y ligero que puede portarse con comodidad en la mochila o colgado del hombro en su funda. 

Es impermeable y por tanto puede destinarse a cualquier tipo de observaciones al aire libre, incluso con malas condiciones de luz: caza, observación de la naturaleza, flora y fauna. También se puede utilizar para hacer macro observaciones porque enfoca a 4 metros o incluso para hacer fotografías (digiscoping) acoplando la cámara a su ocular con un adaptador que se vende por separado.

Mide 24,5 cm de largo,10 cm de alto y 8 cm de ancho y solo pesa 1.350 gramos —poco más que algunos prismáticos— porque su cuerpo es de aleación de magnesio y, además, está relleno con nitrógeno y forrado externamente con goma verde par protegerlo e impermeabilizarlo.

En el cuerpo se encuentra la rueda de enfoque en posición central y la zapata de conexión al trípode que permite la rotación del cuerpo –y por tanto una total libertad de encuadre de la imagen–. Y el ocular, de color negro y cuya concha es retráctil para que también lo puedan utilizar usuarios de gafas, lleva incorporado el anillo-selector de aumentos.

Pero lo más importante es que desde un punto de vista óptico su calidad, teniendo en cuenta su precio, es muy alta. Reproduce imágenes muy nítidas, contrastadas y de colores fieles debido a que Delta Optical utiliza en su sistema óptico vidrio ED, de muy baja dispersión, que reduce la aberración cromática.

Además, en todas la superficies ópticas aplica recubrimientos antireflejos que mejoran la visión en condiciones de iluminación difíciles y consiguen una precisa reproducción del color. Y les aseguro que a efectos prácticos, su buena calidad óptica se nota cuando observas paisajes o detalles.

El Delta Titanium 15-45×65 ED II se sirve inmejorablemente equipado: en un maletín de aluminio con cierres y cerradura con llave, funda de campo de neopreno y trípode Beike Q336 al que también le dedicamos unas líneas más adelante porque lo he utilizado y probado con ambos telescopios y considero que cumple muy bien su función.

Cabe añadir que el II que aparece en el nombre de este telescopio es para no confundirlo con otro telescopio anterior Delta ED que tenía los mismos aumentos pero características inferiores, por lo que Delta Optical lo mejoró y lanzó al mercado el modelo ED II.

En los oculares se indican los aumentos, el campo de visión y el tratamiento multicapa.

Características Delta Titanium 15-45×65 ED II

Tipo: Telescopio terrestre compacto con ocular acodado a 45 grados para usuarios o no de gafas –la concha del ocular es retráctil­–.

Aumentos: 15-45x.

El cuerpo de ambos modelos es de aleación de magnesio forrado de goma.

Diámetro del objetivo: 65 mm con parasol.

El objetivo del modelo más potente tiene parasol y zapata de enganche a trípode.

Cuerpo: De magnesio relleno con nitrógeno seco y completamente impermeable. Está forrado de goma de color verde; posee zapata de conexión a trípode que permite la rotación del cuerpo y anillo de enfoque central.

Óptica: Vídrio ED de baja dispersión y lentes con tratamiento multicapa completo. El tipo de tratamiento se indica en el ocular.

Campo de visión a 1.000 m: 57-27 m. Se indica expresado en grados en el ocular: 50-70 grados. 

Distancia del ojo al ocular: 15-18 mm.

Longitud focal: 375 mm.

Mínima distancia de enfoque: 4 m.

Enganche a trípode: Para roscas ¼” y 3/8”.

Dimensiones: 24,5x 10,0 x 8,0 cm.

Peso: 1.350 Kg.

Equipamiento: Se sirve con maletín de aluminio con cierres y cerradura con llave –se proporcionan dos llaves­­–, funda de campo de neopreno y trípode Beike Q336.

Garantía: 5 años.

Precio: 590 euros (telescopio más equipamiento).

Telescopio Delta Optical 7,5-22,5×50 ED

Ningún otro telescopio que he probado me ha sorprendido más cuando miré por primera vez a través de su ocular, seguramente porque es tan pequeño que más que un telescopio de buena calidad me pareció un juguete y no me esperaba que fuera tan nítido ni que reprodujera los colores de una forma tan exacta. 

Pero lo cierto es que, aunque en miniatura, es todo un señor telescopio porque, como el modelo Delta Titanium más potente, utiliza la misma óptica ED con tratamiento multicapa y el mismo cuerpo de magnesio impermeable forrado con goma de color verde con el anillo de enfoque en posición central, por lo que la calidad de visión es muy alta.

Prácticamente con respecto al modelo 15-45×65 ED II solo se diferencia en que el cuerpo carece de zapata de conexión a trípode, pero las únicas diferencias ópticas que existen entre ambos telescopios es, además de la de la  potencia, que el objetivo del modelo de bolsillo es de 50 mm en vez de 65 mm y que su distancia mínima de enfoque es 2,5 m en vez de 4 m.

Por tanto, el pequeño Delta Titanium se puede utilizar prácticamente en las mismas actividades al aire libre que la versión más potente, caza incluida, con la única limitación que impone su objetivo de 50 mm a la hora de realizar observaciones con poca luz, pero con la ventaja de su reducido tamaño y peso que permiten portarlo cómodamente en viajes o por terrenos montañosos. Igualmente, debido a su corta distancia de enfoque, de 2,5 metros, es ideal para observar todo tipo de detalles en primeros planos.

Tiene un precio de 329 euros y se suministra con funda de campo y tapas para el ocular y el objetivo.   

Características Delta Optical 7,5-22,5×50 ED

Tipo: Telescopio terrestre de bolsillo con ocular acodado a 45 grados. La concha del ocular es retráctil, para que se pueda utilizar con o sin gafas y se pude situar en 3 alturas­: baja, intermedia y alta.

Aumentos: 7,5-22,5x.

Diámetro del objetivo: 50 mm.

Cuerpo: De aleación de magnesio relleno con nitrógeno seco y completamente impermeable. Está forrado de goma de color verde y posee anillo de enfoque central.

Óptica: ED con tratamiento multicapa completo. El tipo de tratamiento se indica en el ocular.

Campo de visión a 1.000 m: 105-57 m. Se indica expresado en grados en el ocular: 38-50 grados.

Distancia del ojo al ocular: 15-18 mm.

Longitud focal: 170 mm.

Mínima distancia de enfoque: 2,5 m.

Enganche a trípode: Para rosca de ¼”.

Dimensiones: 17,7 x 12,0 x 5,9 cm.

Peso: 537 g.

Equipamiento: Se sirve con funda de campo de nylon y tapas para ocular y objetivo.

Garantía: 5 años.

Precio: 329 euros (telescopio más equipamiento).

Observando dianas y paisajes

Aunque el modelo ultra-compacto ya lo había probado, pensé que sería buena idea comparar sus prestaciones con el de mayor potencia y también escribir sobre ambos modelos en Cazaworld, pues cuando lo probé no tenía aún el placer de hacerlo en esta página.

Así que he vuelto a probar el modelo de 7,5-22,5 x, aunque en esta ocasión solo he realizando observaciones de Madrid y de un parque desde la azotea de mi edificio porque ya lo había probado que en el campo de tiro y sabía que sus 22,5x son insuficientes para distinguir nítidamente a 100 metros los impactos de rifle del .22, no digamos los del .17 HMR.

Por distinguir “nitidamente” me refiero a que no solo los puedas ver, que verlos más o menos los ves en el blanco, sino a distinguir si hay dos tiros montados o si un impacto está sobre uno de los números de puntuación o tocando o no una de las líneas que los separan, etc.

Y la potencia del pequeño Delta es insuficiente para este uso, si bien sí permite apreciar nítidamente los impactos de calibres iguales o superiores al .30, por lo que se lo recomiendo a todos los cazadores que los usen, que además son los calibres que más se utilizan, y necesiten un telescopio compacto para cazar y para poner a punto sus rifles. Más nítido, ligero, pequeño y cómodo de transportar no lo van a encontrar o por lo menos yo no lo conozco. Por supuesto, a 50 metros se aprecian todos, incluso los de pequeño calibre.

Con el modelo15-45×65 ya no solo se divisan  perfectamente los impactos pequeños a 100 metros sino que no es necesario utilizar para verlos la máxima potencia y, además, se aprecian incluso si el día está muy nublado. Lo he comprobado con mi Cz calibre .222 Remington pues cuando fui al campo de tiro, a mediados de abril que hizo un tiempo de “perros” en toda España, unas veces estaba nublado y otras más aún. A partir de 35 aumentos, más o menos, ya se distinguían perfectamente los impactos y con 45x parecía como si te acercases a ver la diana.

Digo más o menos porque el anillo de aumentos del ocular de ninguno de los dos telescopios, aunque los indica, tiene marca alguna que señale al observador exactamente el número de aumentos que está utilizando, por lo que solo lo sabes a ciencia cierta cuando al girarlo llegas a los topes de la potencia mínima o la máxima, pero nunca cuando seleccionas un posición intermedia.

Dicho esto, les diré en primer lugar que me da igual porque lo realmente importante a efectos prácticos es que el anillo de enfoque y la calidad óptica permiten ver los objetos observados totalmente nítidos y del mismo color que se aprecian a simple vista, independientemente del aumento. Realmente, es como si te acercaras al blanco.

Pero, en segundo lugar, también les diré que por esta razón no pude comparar bien ambos telescopios con los mismos aumentos, razón por la que unas veces me parecía que veía algo mejor con uno y otras veces con otro. Eso sí, siempre con una calidad y detalle poco usual para telescopios de su precio.

Por, último comentar que el trípode Beike Q336, que se ofrece de regalo con el telescopio delta Titanium 15-45×65 ED II, es práctico y cumple perfectamente su función. Es de aleación de aluminio y permite usar el telescopio —o una cámara de fotos, porque la rosca de enganche de ¼” es compatible con la de las cámaras— en posición sentado o de pie ya que tiene cabezal regulable en altura y patas plegables en tres tramos que permiten regularlo en altura entre 48 y 150 cm.

Además su cabezal gira hacia arriba o hacia bajo, se puede inclinar para cualquier lado y puede rotar por lo que permite realizar observaciones en cualquier dirección y con cualquier ángulo.

Se puede conseguir con el telescopio o adquiriéndolo por separado al precio de 69,90 euros.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *