Prohíben la recolección nocturna de aceitunas en C-LM debido a la masiva mortandad de aves

8 julio, 2020 • Noticias de caza

Un estudio estima que la recolección nocturna de aceitunas en olivares superintensivos causa la muerte a unos 2,6 millones de aves al año

Redacción | La recogida de aceituna nocturna se ha suspendido en Castilla-La Mancha debido al impacto que causa sobre aves silvestres. De esta manera, la recolección mecanizada nocturna en olivares superintensivos se prohíbe entre la puesta del sol y la hora de salida u orto. El fin no es otro que detener la gran mortandad de aves que duermen en estas plantaciones y son atrapadas por la maquinaria de recolección.

La Dirección General de Medio Natural y Biodiversidad de la Comunidad manchega adopta una decisión que en 2019 ya se acordó y se tomó en Andalucía para evitar la mortandad masiva de aves. La decisión se toma a raíz del proyecto de investigación realizado por el Instituto de Investigación y Formación Agraria y Pesquera (Ifapa) de la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible de la Junta de Andalucía, denominado Impacto de la recolección mecanizada nocturna sobre el olivar en seto sobre la avifauna.

2,6 millones de aves

Unos 2,6 millones de aves mueren anualmente debido a esta práctica de recolección intensiva de la aceituna, según la estimación realizada en una publicación de la revista Nature (número 569 de 2019).

Según el estudio desarrollado por el Ifapa, la recolección nocturna de aceitunas en olivares superintensivos provoca una mortalidad de 3,08 aves/ha. La maquinaria empleada no permite disuadir a las aves de forma efectiva para evitar daños durante la recolección nocturna y por ello recomienda realizar la recolección mediante cosechadoras cabalgantes durante el día.

La resolución Resolución de 03/07/2020 especifica que «con la tecnología utilizada no es posible disuadir a las aves de forma efectiva para evitar daños durante la recolección nocturna», recomendándose que estas labores se hagan durante el día «mientras que no exista tecnología suficientemente testada para evitar de forma eficaz la mortalidad de aves».


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *