Los cazadores valencianos quieren cazar un mes más para combatir los daños

1 Mayo, 2017 • Noticias de caza

Los cazadores de la Comunidad Valenciana han propuesto a la Consejería que el periodo de caza mayor se alargue durante un mes para poder controlar los daños ocasionados por especies como el jabalí, la cabra montés o el corzo. La propuesta se realizó durante el Consejo Valenciano de Caza y los responsables de la Consejería que asistieron aseguraron que estudiarán la idea, «por lo que posiblemente será una medida a tomar cara a la próxima temporada». Los cazadores también propusieron que se ampliase el periodo hábil para la caza del tordo y el estornino.

 Imagen de una batida especial de jabalíes, que tuvo lugar el pasado año en el término de Cabanes, con la supervisión de agentes del Seprona. / BOIA

Los cazadores quieren que el periodo de veda se acorte para tener autorización y capturar especies de caza mayor durante más tiempo, con el objetivo de reducir las batidas especiales. Y es que los destrozos provocados por jabalíes, cabras y corzos en los campos de la provincia han llevado a la Consejería de Medio Ambiente a autorizar este tipo de acciones, ante las quejas de los agricultores.

Por tanto, en el reciente Consejo Valenciano de Caza, los cazadores propusieron que el periodo autorizado, que arranca la tercera semana de septiembre, dure hasta la segunda de marzo, es decir, un mes más que lo estipulado hasta ahora. «En marzo se producen numerosas batidas especiales por los daños que ocasionan estas especies, especialmente, los jabalíes, por tanto, si se puede cazar no sería necesario», apuntó el delegado de la Federación de Caza de la Comunidad en Castellón, Máximo Belenguer, quien avanzó que los responsables de la Consejería, presentes en la reunión, aseguraron que estudiarán la idea, «por lo que posiblemente será una medida a tomar cara a la próxima temporada».

«Alargar el periodo de caza un mes es una buena propuesta a tener en cuenta para controlar la población de estas especies que se ha disparado en los últimos años», indicó Belenguer.

Destrozos

Y es que son numerosos los agricultores, especialmente en la zona del Maestrat, los que llevan meses denunciando que los jabalíes provocan graves daños en sus cosechas. La presencia de estos animales también se deja notar en la Plana Baixa, donde los agricultores alertan de la existencia de esos mamíferos, que resultaba casi anecdótica hasta hace unos años, dado que su hábitat común era la montaña. La afección de esta especie se debe a la superpoblación existente y a la necesidad imperiosa que tienen de buscar comida. Además de provocar daños en los cultivos, también destrozan regueros y demás protecciones agrícolas.

La ampliación del periodo de captura para las especies de caza mayor también se plantea para los terrenos libres, es decir las fincas que no son cotos. Actualmente, el periodo va del 12 de octubre a la segunda semana de noviembre y ahora se propone que se alargue hasta el 6 de diciembre, es decir, ocho semanas.

Tordos y estorninos

Dentro de las peticiones formuladas a la Consejería de Medio Ambiente también se plantea una prorroga para el tordo y el estornino en la zona norte de la provincia para evitar daños en el cultivo de la oliva. «Aquí se puede cazar del 12 de octubre al 6 de enero, pero en Cataluña se puede hasta la tercera semana de febrero, por lo que pedimos poder cazar, al menos, hasta la primera semana de febrero», explicó Belenguer.

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *