Los cazadores de Puerto de Sagunto no conciben el uso de jaulas para capturar al jabalí

26 Mayo, 2017 • Noticias de caza

Tras la noticia de que la Administración valenciana recomendaba a un agricultor ocuparse del jabalí que daña su cosecha, el presidente de la sociedad de cazadores local considera excesivamente costoso el uso de jaulas trampa, una de las soluciones dadas por la Consejería de Medio Ambiente al afectado. José Manuel Tomás considera que «este trabajo» no puede dejarse en mano de los agricultores, mientras que desde la Consejería se descarta el uso de armas de fuego porque la zona se encuentra en un área de seguridad.

Según explicaba el presidente de la entidad, Jose Manuel Tomás, éste es el coste de «contratar a un experto para que coloque cajas trampa y capturar así el animal», tal y como recomendó por carta la Consejería a un agricultor que se quejó por los daños producidos por jabalíes en su huerto; una misiva donde proponía como solución, entre otras, la instalación de «cajas trampa», así como el vallado de su parcela para impedir el acceso de los animales.

Según los cazadores, «este trabajo no se puede dejar en manos de un agricultor; además, la Consejería a nosotros nos requiere de especialistas para autorizar la instalación de estas trampas y eso cuesta dinero».

Pese a que los cazadores están dispuestos a tender la mano a los agricultores del marjal en este problema, dejan claro que la primera alternativa propuesta por la administración supone un importante gasto que ellos «no están dispuestos a sufragar». El colectivo deja así la puerta abierta a que lo paguen los agricultores, si bien lo considera «injusto».

Para la sociedad de cazadores, la solución de las trampas «es inviable a no ser que alguien pague el coste de su instalación», una posibilidad que han descartado los agricultores por el momento.

Ante esta coyuntura, apuntan a la utilización de repelentes por ser la alternativa de menor coste, opción que también señala la Consejería en su escrito de respuesta al agricultor, pero que tanto cazadores como trabajadores del campo coinciden en ver «poco eficaz».

Tomás ve muy complicada la solución y critica a la Consejería pues considera que deja «indefensos» a los agricultores en este problema, aunque admite que la Ley de Caza es muy concreta en estos casos y señala que el responsable de los daños en una parcela es el dueño de la misma.

Desde la Consejería de Medio Ambiente se incide en que, con su respuesta al afectado, está actuando conforme a la ley, tal y como marca el procedimiento administrativo.

La administración en este caso descarta el uso de armas de fuego para dar caza al animal, puesto que la zona donde se encuentran los jabalíes es un área de seguridad cercana a edificaciones próximas a la playa y a la autovía. A esto, los cazadores añaden que «no es un coto de caza de Sagunt» donde ellos puedan intervenir sino que es una zona de aprovechamiento común.

De momento, los daños que han causado son limitados al no haber demasiados cultivos por allí, pero los dueños de propiedades cercanas al humedal temen que estos animales puedan acabar con la cosecha de melón y sandía en cuanto comience la producción y se inicie la campaña en julio.

M. Romero Sagunt para levante-emv.com

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *