La Junta de Castilla y León compensa los daños de especies cinegéticas en terrenos de su gestión

3 mayo, 2017 • Noticias de caza

Los propietarios de ganado, cultivos, praderío, arbolado, infraestructuras y demás bienes muebles o inmuebles que hayan sufrido daños causados por especies cazables en Castilla y León pueden solicitar una compensanción de daños o perjuicios ocasionados. Para acogerse a las indemnizaciones, las explotaciones deberán estar  en terrenos gestionados por la Junta e inscritas en el Registro de Explotaciones Agrarias, además de cumplir otros requisitos que indica una orden publicada el 25 de abril. El plazo máximo para la comunicación será de 48 horas para el ganado y de 15 días para otros daños.

La fauna cinegética aprovecha para alimentarse de las explotaciones ganaderas, praderías, arbolados y cultivos sin reparar si tienen dueño ni en sus perjuicios lecheros, cárnicos o productivos. Para compensar los daños ocasionados por las especies cazables, dentro de los terrenos cinegéticos donde la Junta de Castilla y León asume la responsabilidad, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente ha sacado adelante la orden relativa, basada en los principios de necesidad, eficacia, proporcionalidad, transparencia, eficiencia y de seguridad jurídica.

Son pagos a lo que pueden acoger las personas físicas o jurídicas propietarias de ganado, cultivos, praderío, arbolado, infraestructuras y demás bienes muebles o inmuebles que hayan sufrido daños causados por especies cazables en cualquiera de los terrenos definidos en el artículo anterior, según recoge al Junta, que publicó la orden el pasado 25 de abril.

No obstante la Junta exige a los ganaderos que la explotación esté inscrita en el Registro de Explotaciones Agrarias de Castilla y León, cumplir con los programas de control, vigilancia y erradicación de enfermedades que puedan afectar a las especies ganaderas de acuerdo con la normativa aplicable al efecto, y estar identificado de acuerdo con la normativa de aplicación. Los agricultores también deberán tener la explotación inscrita en el Registro de Explotaciones Agrarias e identificado.

La Junta indemnizará, con carácter general, los daños, deterioro o destrucción de elementos ligados a la explotación agraria y/o ganadera; los daños materiales y perjuicios ocasionados al ganado y los daños materiales y perjuicios ocasionados a distintas variedades de cultivos, arbolado, prados, praderas o pastizales de siega destinados a la obtención de forrajes, cuya producción sea susceptible de aprovechamiento dentro de la campaña agrícola.

Los daños ocasionados a cultivos por especies cazables de aves y mamíferos clasificadas como de caza menor serán valorados en función de los precios de lonja en época de cosecha, y se estimará al final de su ciclo productivo, teniendo en cuenta en cada caso el porcentaje de daño causado en la superficie y el grado de nascencia del cultivo.

El plazo máximo de comunicación, desde que se produjo el siniestro, será de 48 horas en el caso de daños sobre el ganado, y de 15 días naturales en el caso de otros daños.

Para el ganado ovino de leche la compensación fijada es de 140 euros y de 120 para carne, y de 135 euros y 80 euros para el caprino de leche y carne respectivamente. La ayuda es de 75 euros tanto para cordero como para cabrito. No obstante, el carnero de ovino de más de tres años el importe por animal es de 300 euros, y de 175 para oveja de raza ojalada o castellana negra. La ayuda es de 30 euros por cabeza para el ganado ovino y caprino de desvieje. Por lo que respecta a gallináceas, la ayuda será de 10 euros por hembras y 30 por machos.

Por lo que respecta al vacuno las compensaciones serán de 385 euros para, en carne y mixta, terneros de hasta tres meses, de 650 hasta diez meses, de 935 para añojos de hasta 17 meses, de 1.100 para novillas de hasta 36 meses y hembras adultas hasta nueve años, de 935 para más hembras de más de nueve años y de 1.200 para toros de más de 17 meses. Se aplicará un índice multiplicado por 1,5 o 2 para razas puras, y un punto más en caso de las razas en peligro de extinción.

Informa laopiniondezamora.es

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *