El lado cazador de Ortega y Gasset

17 abril, 2011 • Pluma invitada

José Ortega y Gasset fue un filósofo y ensayista español. Nació a finales del siglo XIX y vivió hasta mediados del siglo XX. Muchos de vosotros le conoceréis por su frase más nombrada “Yo soy yo y mi circunstancia”

Pero para los cazadores, Ortega y Gasset fue mucho más. Un hombre adelantado a su época que fue capaz de considerar la caza como deporte, de preocuparse por la gestión y la sostenibilidad, y además, valoraba el lance por encima de las capturas.

“No es esencial a la caza que sea lograda. Al contrario, si el esfuerzo del cazador resultase siempre, indefectiblemente afortunado, no sería esfuerzo de caza, sería otra cosa.”

Hace poco pude descubrir el lado cazador de José y como a tantos otros anteriormente, me enganchó. Cuánto más indago, más me gusta. Por supuesto, no estoy de acuerdo con todo lo expuesto en su obra, pero sus maravillosas reflexiones y sus grandes afirmaciones, de verdad, merecen la pena. Os animo a que disfrutéis de la mano de Gasset.

Para aquellos que quieran iniciarse en esta modalidad cinegética les dejo uno de sus textos: La Mismidad en la Caza

 



Artículos relacionados


2 comentarios. ¿Quieres agregar algo?:

  1. Ricardo Juárez González dice:

    Buen melón as abierto, estimado Juan Carlos. Efectiva mente fue Don José el autor del ensayo sobre la caza, que prologó el magnifico libro Veinte años de Caza Mayor, del Conde de Yebes. Ambos prologo y libro son una maravilla, muy recomendables para leer y releer, sobre todo fuera de temporada, en esos ratos que tanto echamos de menos nuestra afición.
    Por cierto según cuenta Yebes y el propio Ortega en el ensayo sobre la caza, nuestro filósofo, era poco cazador. Un abrazo.

  2. Enrique Sales Ruiz dice:

    Buena aportación, pero nuestro compañero de arriba tiene razón, el propio Señor Ortega dice claramente que habrá marchado a cazar un par de veces y mucha idea no tiene, y el propio prologo que hace él no esta plenamente dirigido a la caza, ya que se puede ver como realiza comparaciones sobre la vida humana, el tiene una tapadera de cacería pero el propio texto demuestra que habla de caza externamente pero internamente posee un mensaje mucho mas importante.

    Gracias por todo, un abrazo y suerte.

    Espero no molestar con esto y mucha suerte. (no me gusta la caza)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *