Dos accidentes con jabalíes en cinco días y en el mismo tramo de la autovía del Cantábrico

10 mayo, 2017 • Noticias de caza

Un mismo tramo de la autovía del Cantábrico acumula el atropello de tres jabalíes en cinco días y la situación es «alarmante» a juicio de varios conductores consultados. Este lunes hubo un atropello doble antes de la salida de Deva sin que se produjesen daños personales. Operarios de conservación de la vía instalaron una contención metálica para evitar que los animales irrumpiesen en la calzada, pero los jabalíes han vuelto a invadir la autovía en ese tramo del concejo de Gijón. Estos accidentes y la incursión de jabalíes en las urbes supone un problema creciente en esta zona de Asturias.

Jabalí atropellado la noche del lunes en la autovía del Cantábrico, poco antes de la salida de Deva / E. C.

Tres jabalíes atropellados en el mismo punto de la autovía del Cantábrico en tan solo cinco días. Dos suidos fueron arrollados la noche del lunes poco antes de la salida de Deva, en sentido hacia Gijón. No se produjeron daños personales, si bien el vehículo involucrado en el siniestro sufrió cuantiosos desperfectos, como ya ocurrió el pasado miércoles, cuando un coche no pudo esquivar a un ejemplar que irrumpió de forma repentina en la autovía. El doble atropello tuvo lugar pasadas las once de la noche. Los jabalíes permanecieron durante media hora tendidos en la calzada hasta que los servicios de seguridad procedieron a retirarlos, con el consiguiente peligro no solo para el turismo que los embistió sino para todos aquellos vehículos que se los encontraron a su paso.

Los últimos días, antes de este último atropello, operarios de mantenimiento de conservación viaria instalaron una contención metálica en la zona en la que se produjo el anterior accidente. Sin embargo, los jabalíes volvieron a invadir la carretera en el mismo punto del concejo de Gijón a escasa distancia de la zona fronteriza con Villaviciosa.

La situación, a juicio de los conductores, «es alarmante». «No podemos jugarnos la vida cada vez que vayamos por esta carretera. Esperamos que tomen medidas antes de que ocurra una desgracia porque es lo que va a acabar pasando», advierte un vecino de Quintueles. En la parroquia maliaya se desarrolló hace semanas una batida controlada para atajar los problemas derivados de lo que se considera una superpoblación de jabalíes. Sin embargo, el problema parece ir en aumento.

En marzo, un suido a punto estuvo de matar a un perro al que atacó en el parque de Nuevo Roces. El can logró salvarse porque su propietario logró espantar al jabalí. Dos semanas antes la Policía Local abatió un ejemplar de setenta kilos que puso en riesgo a conductores y viandantes en su vertiginoso recorrido entre Nuevo Gijón y la calle Mieres, donde los agentes le dispararon hasta matarlo.

Informa Olaya Suárez para elcomercio.es

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *