Chaquetas de caza

31 agosto, 2011 • Información de interés

La ropa de cacería es muy útil para el cazador tanto para guarcerse del frío como para evitar el calor veraniego. El cazador emplea unos pantalones de caza y camisas de caza con materiales y funciones específicas para la cinegética. Además, unas buenas botas de caza se hacen imprescindibles para soportar las caminatas, y las inclemencias meteorológicas.

chaquetas de caza

Cuando el frío aprieta, las chaquetas de caza son uno de los mayores aliados del cazador en el campo. Las chaquetas impermeables además de protegernos del frío, nos ayudan a que el agua de la lluvia no cale en nuestro cuerpo.

Las chaquetas de caza, como ocurre con el resto de ropa de cacería, cuentan con tejidos que a la vez que son cálidos son ligeros y lo más importante, son resistentes y preparados para la cinegética, lo que alarga su durabilidad.

Las chaquetas de caza son muy resistentes, llegando algunas incluso a tener refuerzos antiespìno y doble capa en brazos y hombros. Las chaquetas de caza son robustas y cuentan con un diseño ergonómico que permite que los tejidos se acoplen perfectamente a nuestro cuerpo. Las chaquetas de caza están fabricadas con componentes y tejidos de alta gama.

Como hemos comentado, también existen chaquetas impermeables que a la vez ayudan a transpirar. Además, este tipo de ropa de cacería, normalmente nos mimetiza con el medio en el que nos movemos, evitando así que seamos descubiertos por nuestra pieza. Asimismo, esta ropa de caceria es silenciosa para que el animal no se percate de nuestra presencia.

 

Fuente de la imagen: Google



Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *