Cazadores emplean la última tecnología para salvar la vida de corcinos

4 junio, 2020 • Noticias de caza

Los cazadores, en colaboración con agricultores, localizan a los animales antes del comienzo de cada jornada de siega

Además de corcinos también pretenden salvar otros animales como aves, conejos o liebres que crían en las siembras

Redacción | Un grupo de cazadores alemanes del distrito de Dingolfing-Landau, en Baviera, ha impulsado un proyecto para intentar salvar la vida de cientos de corcinos, entre otros animales que cada año mueren víctimas de la maquinaria agrícola.

Para ello pretenden comprar un dron con cámara térmica que permita localizar a los animales antes del paso de las máquinas y de esta forma poder ponerlos a salvo.

100.000 corcinos muertos al año

Según los datos aportados por este grupo de cazadores, al menos 100.000 corcinos mueren cada año en estas circunstancias, siendo del 80% los animales que mueren durante el primer año de vida. Su corta edad hace que, ante el paso de las máquinas, no solo no tengan la capacidad de poder huir sino que además su instinto les hace aplastarse en la hierba, por lo que son prácticamente indetectables para los agricultores.

Además de este objetivo, este proyecto pretende salvar a muchos otros animales como crías de aves, animales como conejos o liebres, etc.

Colaboración entre cazadores y agricultores

Para realizar el proyecto y que el dron pueda alcanzar su máxima efectividad, los cazadores alemanes tienen perfectamente planeado su modus operandi en colaboración con los agricultores de la zona.

En un primer momento, los agricultores informarían a los cazadores de las fechas exactas de la siega de cada una de las zonas. El mismo día de la siega, los cazadores sobrevolarían la zona con el dron a una altura aproximada de 50 metros obteniendo la información de todos los animales de la zona, los cuales aparecerían representados como puntos amarillos. Más tarde, tanto cazadores como agricultores de forma conjunta sacarían a estos animales de la zona cuidadosamente para no producir el rechazo de sus madres.

En esta iniciativa puede participar todo aquel que lo desee accediendo a la página web donde está expuesta.

Gran respeto por la caza en Alemania

Alemania es uno de los países de referencia en cuanto al respeto y reconocimiento que se tiene a los cazadores por la labor que realizan en el entorno natural pero, a su vez, también lo es por las buenas prácticas y el respeto que se le tiene hacia la actividad cinegética por parte de los propios cazadores.

El grupo del distrito de Dingolfing, de la Asociación Bávara de Caza, explica el papel del cazador como defensor de la naturaleza y sus especies, siendo la caza una herramienta de conservación.

«El grupo de distrito Dingolfing de la Asociación Bávara de Caza está detrás de este proyecto. La caza es un activo cultural que ha crecido durante siglos y está firmemente anclado en la tradición de Baviera. Cazar significa asumir la responsabilidad de las personas y la naturaleza. Solo cazamos especies de caza cuyo tamaño de población permita un uso sostenible o cuya caza es necesaria por razones de protección de la naturaleza y las especies. Creamos una relación equilibrada entre las poblaciones y sus hábitats. También somos responsables de las especies animales protegidas y sus hábitats. Estamos activamente involucrados en la conservación de la naturaleza y sus especies».

Una experiencia en Austria

Miles de corcinos también mueren en Austria cada año durante las tareas de la cosecha de las siembras. Pero el buen entendimiento entre agricultores y cazadores permite buscan las crías antes de segar.

Daniel Paleczek es agricultor y cazador y en 2019 ya había realizado tres temporadas de búsqueda en sus praderas con un dron equipado con una cámara de imágenes térmicas. «La mecanización aumenta constantemente, de modo que se cortan áreas cada vez más grandes en un tiempo cada vez menor. La época de la cosecha también se ha adelantado, por lo que más corcinos están en peligro. Gracias a las nuevas técnicas se pueden buscar áreas más grandes», explica Paleczek.

Con el dron consiguen rastrear una hectárea en unos cuatro minutos y con este método de búsqueda y localización de animales se consiguen mejores resultados que mediante la tradicional localización por visión directa. necesita unos cuatro minutos para buscar una hectárea de prado.

En 2019 compraron un segundo dron con cámara térmica. Al igual que en el proyecto que quieren arrancar en Alemania, aquí el dron salva la vida de numerosos corcinos, liebres, faisanes y perdices.

Cazadores y agricultores buscan un mismo fin. Ninguno quiere ver animales muertos durante las labores de cría y recogida de las cosechas.

Este galguero ha salvado y criado a decenas de liebres de una muerte segura

Acciones legales contra los responsables de la muerte de animales en los canales de riego

Los cazadores solucionan los problemas en el mundo rural


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *