Cazadores de Castellón consideran «injusta» la negativa de la administración para permitir las pruebas con cesto malla

13 octubre, 2017 • Noticias de caza

Algunos representantes políticos de Plana Baja se han mostrado partidarios de legalizar el cesto malla, pero desde la Unión Europea han recibido comunicados contundentes para su prohibición.

La junta directiva de la Delegación de Territorial de Castellón de la Federación de Caza de la Comunidad Valenciana calificó de «injusta e intolerable» la postura de la Generalidad valenciana frente al parany. La entidad aseguró que va a seguir trabajando «para que los cazadores de la provincia puedan retomar esta práctica cinegética» y anunció entrevistas «inmediatas» con la Consejería de Agricultura, Medio Ambiente y Cambio Climático y las distintas fuerzas políticas.

En un comunicado, emitido ayer jueves, día en el que se abre a veda en algunas modalidades, aseguran los cazadores castellonenses que están «profundamente dolidos» por la decisión de la Consejería de denegar la autorización de pruebas de campo de caza con cesto malla y así «bloquear por enésima vez los intentos por recuperar la práctica del parany tan arraigada en la provincia».

Para este colectivo, la alegación de la Consejería para denegar la autorización de la práctica del parany a todos los efectos y en la que se especifica que «el dispositivo no cumple las condiciones necesarias para poder autorizarlo», no es más que «una nueva muestra del empecinamiento del Consejo por prohibir esta antigua modalidad de caza».

Por ello, indicaron que van a solicitar «de manera inmediata» entrevistas tanto con los representantes provinciales como autonómicos de la Consejería de Medio Ambiente para conocer los motivos por los que se rechazan todas las propuestas presentadas y, a través de diálogo, buscar una solución que permita a los cazadores de la provincia poder retomar esta práctica cinegética. De hecho, adelantaron que de la misma forma se van a iniciar contacto con las distintas formaciones políticas «para recabar su apoyo».

Desde la delegación castellonense de la Federación de Caza se calificó de «injusta e intolerable» la postura de la Generalidad «al cerrar de manera tajante todas las puertas para buscar una solución a la actual situación de la caza del parany, dejando a los cazadores en una situación de total indefensión».

Esta misma semana, algunos representantes políticos de municipios de la Plana Baja se mostraron partidarios de legalizar esta práctica asegurando que se trata de una caza selectiva. No obstante, desde la Unión Europea se han emitido mensajes contundentes para su prohibición.

Informa levante-emv.com

Artículos relacionados


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *