Artemisan pide soluciones a corto plazo para la «indignante situación» de ‘los canales de la muerte’

23 junio, 2020 • Noticias de caza

La Fundación Artemisan realizará un mapa con los puntos negros donde poder aplicar medidas como rampas de madera o mallazos

Redacción | Miles de animales mueren ahogados cada año en los canales de riego. Cazaworld ha informado de numerosos casos de ahogamientos en estas vías de canalización de aguas porque en muchos de sus tramos existen trampas que los animales, e incluso las personas, no pueden eludir, quedando atrapados en el canal y muriendo ahogados en la mayoría de los casos. Jabalíes, corzos y variada fauna perece en estas infraestructuras que se despliegan, según la Fundación Artemisan, por 16.000 kilómetros de nuestro país.

La Fundación Artemisan insiste en resolver el problema y «denuncia la desidia de las administraciones competentes, confederaciones y órganos gestores», proponiendo buscar soluciones y medidas «a corto plazo». Para ello ha realizado un vídeo titulado «Los canales de la muerte», en colaboración con la Asociación del Corzo Español (ACE), en el que anuncian la creación de un mapa con los puntos negros existentes para determinar una serie de «soluciones que no sean muy costosas» en colaboración con las entidades responsables.

Artemisan explica en el vídeo que, ante la imposibilidad en gran parte del recorrido de los canales de que un animal o persona pueda salir de él, una solución sería el vallado de estas vías de riego. No obstante, la Fundación señala que esta sería la medida más costosa, por lo que propone instalar rampas de madera con boyas flotantes, colocar mallazos en los taludes que permitan aferrarse a las paredes del canal y salir de él o la instalación de bebederos en puntos querenciosos.

Los cazadores son los que ayudan en numerosas ocasiones a corzos y otros animales a salir de estas mortales infraestructuras, siendo el colectivo de la caza el más comprometido en buscar soluciones a este problema que provoca múltiples muertes anuales.

«Indignante situación»

Este vídeo forma parte de la campaña que ha puesto en marcha Artemisan para intentar resolver la que considera una «indignante situación», motivada en gran parte por el abandono de muchas de estas instalaciones y la falta de mecanismos o sistemas que permitan salir de ellos o no caer en dichos canales.

Artemisan ha comenzado además a recopilar la información necesaria para emprender acciones judiciales contra los responsables del mantenimiento de estos canales cuando se encuentren evidencias de su mal estado, ya que se considera que su desidia les hace responsables de un posible delito contra la flora y la fauna.

La Fundación pide a las entidades responsables «no seguir escondiendo y tapando este grave problema medioambiental».


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *